Inicio » Blog » Tramitación y documentación necesaria para instalaciones fotovoltaicas
Tramitacion instalaciones fotovoltaicas

Tramitación y documentación necesaria para instalaciones fotovoltaicas

Una instalación fotovoltaica precisa de una serie de pasos a seguir para poder funcionar en plenas condiciones. No solo en el momento de instalación, sino que también se requiere de una serie de papeles y documentación a presentar que es probable que no se contemplen para llevar a cabo su montaje. Es por esto que el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Ecológica, que depende del Ministerio para la Transición Ecológica del Gobierno, ha hecho pública una guía para que los usuarios puedan conocer la manera de tramitar el autoconsumo.

Guía de la tramitación del autoconsumo

Dicha documentación presenta un sumario de 17 puntos que se deben cumplimentar para disponer de un sistema de consumo energético en el hogar que no dependa de la red eléctrica convencional. En estos pasos se detallan los trámites y los organismos a los que dirigirse, así como los beneficios que otorgan las distintas Comunidades Autónomas a las personas que deciden apostar por esta alternativa limpia para el ahorro de suministro.

Algunas autoridades, dependiendo de cómo destinen sus presupuestos, otorgan cierto porcentaje a ofrecer descuentos y bonificaciones en el IRPF o en el montaje de los sistemas fotovoltaicos, que van desde los 3.000 a los 5.000 euros, y con el objetivo de promover una energía menos contaminante y que pueda, en el futuro, sustituir a los combustibles como el petróleo o el butano, que gracias a la sobreexplotación de sus recursos se ha generado una capa de efecto invernadero en la atmósfera que altera las condiciones del planeta.

La guía empieza con definiciones de términos que en estos momentos no vienen al caso, y las diferentes modalidades de autoconsumo. No obstante, hemos de destacar que la normativa regula las instalaciones y el cometido de este artículo es exponerlas.

En el momento en el que se habla de autoconsumo, se deben excluir todas estas instalaciones que se no se encuentran conectadas a la red eléctrica o que no se emplean en grandes almacenes. Por lo tanto, solo se encuentran en este retablo las pequeña instalaciones cuyo objetivo se encarna en suministrar consumo eléctrico sin ningún tipo de fin comercial, es decir, el que se emplea en las viviendas o pequeñas oficinas.

Esta breve aclaración nos sirve para establecer uno de los puntos más relevantes que se deben conocer de esta guía: saber cuánta electricidad se consume en las instalaciones en las que se desea instalar placas solares y dimensionar acorde al consumo. Por muchos paneles que se coloquen no se va a generar energía de mejor calidad o de maner más rápida. Estos sistemas garantizan la eficiencia, por lo que gastan solo lo justo.

Y este factor se regula a través de un balance neto que se establece la empresa distribuidora de energía, en la que se calcula más o menos cuál es el consumo que se realiza en la vivienda y cuál es el que sobra. Esos excedentes, luego, se compensan.

Pasos a seguir

En los trámites actuales, se reclama a los usuarios interesados en las instalaciones de autoconsumo:

  1. El diseño de la instalación, es decir, donde se va a colocar y cómo.
  2. Los permisos de acceso y de conexión, además de los avales y permisos, en el caso de que se realice fuera del suelo urbano.
  3. También, la licencia de obras, que se debe solicitar en el Ayuntamiento.
  4. Para las instalaciones de menos de 1.000 kW, se debe presentar una autorización medioambiental.
  5. Cualquier montaje para la producción de energía precisa autorización administrativa previa.
  6. Una vez finalizada la instalación, se requiere entregar un certificado de fin de licencia de obras al órgano correspondiente de la Comunidad Autónoma que se localice.
  7. Si en vez de contar con profesionales expertos se decide realizar la instalación de manera particular, además de todos los documentos anteriores, deberá solicitar una licencia de actividad.
Comparte: